martes, 10 de marzo de 2009

Contaminaciones. Cristina Remón B.1ºA

Un impacto ambiental es el efecto (positivo o negativo) que produce una cierta actividad sobre el entorno, aunque como casi siempre es usado en el lenguaje coloquial suele tener una connotación negativa.

CONTAMINACION ATMOSFERICA

La contaminación atmosférica es la alteración de la atmósfera terrestre a causa de un impacto ambiental por ciertos gases, partículas sólidas o líquidas que llegan a poner en peligro la salud del hombre y bienestar de plantas y animales. Otras consecuencias de la contaminación atmosférica son la reducción de la visibilidad, formación de nieblas, reducción de la radiación solar, destrucción de la capa de ozono, lluvias ácidas, etc.
El nombre de contaminación atmosférica se aplica a las alteraciones que perjudican la salud de los seres vivos.

Lo que actualmente más causa la contaminación son los procesos industriales que implican combustión, la obtención de energía mediante la quema de combustibles fósiles, los transportes y bastantes más. Los más problemáticos son los que generan dióxido y monóxido de carbono, óxidos de nitrógeno y azufre entre otros.
Algunos de los problemas más importantes son la desaparición de la capa de ozono, las ulvas ácidas y sobre todo el cambio climático consecuencia del efecto invernadero.

La contaminación atmosférica puede tener un carácter local cuando sus efectos están ligados a los focos que sufren en una misma zona o en una zona localizada, o también pueden ser planetario cuando las características el afectado es el equilibrio general del planeta a los que los focos que produjeron dicha contaminación están alejados.

Esta contaminación produce efectos nocivos para el ser humano, los efectos en la contaminación del aire se han ligado al quebranto en la función pulmonar y aumentos en los ataques cardíacos.
Los niveles altos de contaminación atmosférica perjudican directamente a las personas produciéndoles asma y otras enfermedades de tipo pulmonar o cardiacas. La calidad general del aire ha mejorado en los últimos tiempos pero las zonas urbanas siguen siendo motivos de preocupación.
Los más vulnerables son los niños y los de mayor edad, ancianos.
El nivel de riesgo depende de varios factores
  • La cantidad de contaminación en el aire

  • La cantidad de aire que respiramos en un momento dado

  • La salud general.


CONTAMINACIÓN DEL AGUA


Decimos que el agua está contaminada cuando muestra alteraciones en sus propiedades físicas y químicas, que resultan perjudiciales para su uso posterior, como el consumo humano o para su función ecológica.


Las causas más conocidas y principales son los vertidos de aguas residuales urbanas o los vertidos industriales. Además existe contaminación ocasionada por las explotaciones ganaderas y agrícolas, y también por vertidos mineros.
Los que más sufren de estas contaminaciones son los ríos y los mares.
Otros factores que contaminan el agua son:
Agentes patógenos – Que son bacterias, virus, parásitos que entrar en el agua que provienen de desechos orgánicos.
Desechos que requieren oxigeno - Los desechos orgánicos pueden ser descompuestos por bacterias que usan oxígeno para biodegradarlos. Si hay poblaciones grandes de estas bacterias, pueden agotar el oxígeno del agua, matando así las formas de vida acuáticas.
Sustancias químicas inorgánicas – Ácidos compuestos de metales tóxicos.
Y bastantes más factores.


Los efectos de la contaminación del agua incluyen los que afectan sobre todo a la salud humana.
La presencia de nitratos en el agua potable puede producir una enfermedad infantil que en varias ocasiones puede llegar a ser mortal.
Los lagos son muy vulnerables a la contaminación. Las plantas al tomar el agua procedente de los lagos, ríos… les produce un crecimiento anormal, los responsables pueden ser los fertilizantes químicos arrastrados por el agua.
El proceso de eutrofización puede ocasionar problemas estéticos, como mal sabor y olor, y un acumulamiento de algas o verdín desagradable a la vista así como un crecimiento denso de las plantas con raíces, el agotamiento del oxígeno en las aguas más profundas y la acumulación de sedimentos en el fondo de los lagos, así como otros cambios químicos, tales como la precipitación del carbonato de calcio en las aguas duras, otro problema cada vez más preocupante es la lluvia ácida que ha dejado muchos lagos del Norte y del Este de Europa y del Noroeste de Norteamérica totalmente de provistos de vida.
La contaminación de los ríos, lagos, etc. Debido a su escasa entrada y salida de agua sufren más contaminaciones.
Los ríos en cambio debidos a su capacidad de arrastre y por el movimiento de las aguas son capaces de soportar más contaminación, pero la presencia de tantos residuos altera la flora y la fauna acuática.
En las aguas que no están contaminadas existe cierto equilibrio entre los animales y los vegetales, que se rompe con la presencia de materiales extraños.
Algunas especies acabaran por exterminarse, mientras que otras se reproducirán en exceso.
Las aguas acaban adquiriendo una apariencia y olor desagradables.

Los ríos constituyen la principal fuente de abastecimiento de agua potable de las poblaciones humanas. Su contaminación limita la disponibilidad de este recurso imprescindible para la vida.


La mayor pena que todo esto, además de que somos nosotros mismos los que lo estamos produciendo, es que poco a poco estamos acabando con nuestro propio planeta.

1 comentario:

Javier-CMC dijo...

Aire y agua. Has pintado un panorama poco prometedor y que es consecuencia de las actividades humanas.

Habrá que tener fe de que todavía estamos a tiempo de darle la vuelta a este problema.

Un saludo