domingo, 6 de junio de 2010

EL PELIGRO DE SUBIR FOTOS A PÁGINAS SOCIALES


Los crackers aprovechan la confianza d elos usuarios de redes sociales para asaltar los espacios en los que se comparte gran cantidad de información privada.


Las oportunidades para engañar abundan en estos lugares en los que los usuarios se sienten confiados para intercambiar la información más íntima e instalar pequeñas aplicaciones hechas por extraños y en las que no simepre prima la seguridad.


Así lo han advertido los expertos en seguridad informática reunidos estos días en Las Vegas con motivo de la conferencia sobre seguridad Black Hat.


Las páginas de redes sociales como las de Facebook han abierto sus plataformas para dejar que desarrolladores externos pueden crear pequeños programas divertidos o funcionales, los llamados ``widgets´´, que pueden después ser añadidos a los perfiles de los usuarios.


Esta libertad es una puerta abierta para el código malicioso, según los especialistas Nathan Hamiel y Shawn Moyer. ``Es posible que no puede atacar a Facebook oa MySpace, pero sí puedo atacar a sus usuarios todos los días. No pongas nada en cuanta Facebook que no consideres público´´.


La gente parece más dispuesta a confiar en estos widgets de las redes sociales y en los vínculos de sus amigos, asegura Nathan Hamiel: ``se han vuelto locos añadiendo aplicaciones que ni siquiera necesitan´´. Y cada vez que lo hacen se arriesgan a que la aplicación no sea de confianza.


Los crackers pueden escribir widgets que parecen legítimos, pero que se pervierten conforme van extendiéndose entre los miembros de la red, por ejemplo. ``No es un problema de un sitio en particular- explica Hamiel-, sino un problema de las redes sociales en general´´. Incluso cuando se eliminan las aplicaciones contaminadas , la información de las páginas del perfil permanecen copiadas en un ordenador externo. ``MySpace y Facebook no tienen control sobre mis servidores. En cuanto al contenido es movido de su sitio, ellos dejan de tener control sobre él´´.


1 comentario:

Javier dijo...

Pues sí, hay que tener mucho cuidado en lo que compartimos de forma pública con gente que no conocemos.